Daniel Curichagua Zebelloni

nuevas 037

        Pianista, profesor y compositor alicantino. Trabaja en el repertorio de piano solo y es integrante de Quattro Piano Duo junto a la pianista Victoria Marco. Es profesor de piano en el Conservatorio Profesional de Música Guitarrista José Tomás de Alicante. Paralelamente, desarrolla una labor creativa a través de la realización de arreglos de música de cine y la creación de piezas originales para diversas formaciones camerísticas y para cortometrajes. 

    De su padre recibió una sólida base en sus primeros años de acercamiento musical y le reconoce una gran influencia en cuanto a sensibilidad y creatividad se refiere. Comenzó sus estudios de piano en el Conservatorio Superior Óscar Esplá de Alicante con Margarita Sitjes y Manuel Torregrosa, finalizando con Mención de Honor bajo la dirección de Ángel Casero. Influencias fundamentales de su formación en Alicante fueron las de Enrique Canet, profesor de composición, y Antonio Pérez Abellán, profesor de piano y música de cámara. Otras influencias provienen especialmente de las clases de Ramón Coll, catedrático de piano en Mallorca, y de Ramiro Sanjinés, profesor en la Academia Chopin de Varsovia.

       Su predilección por los dúos lo condujo a la obtención del “Premio al mejor acompañante” en el VIII Concurso de Jóvenes Intérpretes “Ruperto Chapí”, así como del segundo premio “Centro 14” de música de cámara en colaboración con el clarinetista José Antonio Llinares. En la actualidad, trabaja con la pianista Victoria Marco a través de la original formación Quattro Piano Duo, recibida cálidamente por público y crítica.

       Recientemente, ha colaborado en la creación de música original con la pieza Gotas en la ventana, para guitarra y piano, para el cortometraje Soñadores de Primera, dirigido por Juan Francisco Simarro, con quien continúa trabajando en un segundo proyecto.  En 2015, se estrena, en el Auditorio de Alicante (ADDA), su obra Cesa el viento para chelo y piano, con una gran acogida de público, y, en el Auditorio de Campello, varias composiciones camerísticas y arreglos de cine, entre las que destacó Despedida, para violín, chelo y piano a cuatro manos, interpretada fuera de programa y recibida cálidamente por el público.

      

Anuncios